Por favor espera...

Usuarios
125
Rutas
257
Patrocinadores

 Camino de Madrid - Etapa 1 - Madrid a Tres Cantos

Distancia
24120 m
Desnivel
105 m
Altitud
658-763 m
Estilo
Solo ida
Tipo
Camino
Entorno
Urbano
Ayuda
Orientación
Nivel 2
Ayuda
Severidad
Nivel 3
Ayuda
Esfuerzo
Nivel 3
Ayuda
Desplazamiento
Nivel 2
Imagen Camino de Madrid -  Etapa 1 -  Madrid a Tres Cantos

Descripción

El Camino de Santiago de Madrid se inicia en el templo con advocación jacobea más antiguo de Madrid, que es la iglesia de Santiago y San Juan Bautista, en la plaza de Santiago, a escasos 200 m de la Catedral de la Almudena. Desde aquí, los peregrinos podemos comenzar nuestra peregrinación dirigiéndonos hacia la iglesia de Santiago el Mayor del convento de las Comendadoras; el trayecto inicial desde la Plaza de Santiago es fácil; podemos hacerlo por la plaza de Santo Domingo y las calles de San Bernardo y Quiñones para acceder a la iglesia de Santiago el Mayor. Desde aquí retrocedemos por la calle de Quiñones y volvemos hacia la calle de San Bernardo y, por la izquierda, podemos dirigirnos a la Glorieta Ruiz Jiménez, atravesarla y seguir por San Bernardo hasta la Glorieta de Quevedo y, allí elegir la muy larga calle de Bravo Murillo. La calle de Bravo Murillo nos llevará hasta la plaza de Castilla, allí tomaremos la Castellana pasando entre las Torres Gemelas que se han dado en llamar Puerta de Europa; Castellana adelante y antes de llegar al Hospital de La Paz giramos a la izquierda, por la calle Arzobispo Morcillo, tomamos después la calle Pedro Rico dejando atrás el Hospital, a nuestra derecha, cuando finalice ésta encontramos el puente de la Colonia de Begoña, sobre la autovía a Colmenar Viejo. Pasando el puente, giramos a la izquierda por la calle San Modesto y avanzamos sin perder de vista la autovía de Colmenar, bordeamos el Hospital Ramón y Cajal, manteniéndolo siempre a nuestra derecha, y después del apeadero de RENFE y el edificio destinado a las consultas externas, llegamos a la Avenida Cardenal Herrera Oria que cruzaremos para adentrarnos en el hoy barrio, y antiguamente pueblo, de Fuencarral. Después de cruzar la Avenida del Cardenal Herrera Oria, seguimos las flechas y por la primera calle a mano izquierda nos metemos entre la parte trasera de las casas del Poblado Dirigido de Fuencarral, Calle Montserrat, mientras el casco antiguo de Fuencarral queda más a la derecha de esta barriada; avanzamos a la vista de la vía del tren y de la Autovía, por entre las casas y las pantallas acústicas que nos aíslan del ruido del ferrocarril y los coches, hasta llegar a la confluencia de las calles Badalona y Caldas de Estrach. Dejando siempre a la izquierda la vía del tren, avanzamos por la Calle Caldas de Estrach; enseguida veremos, también a nuestra izquierda, las pistas de tenis de la Federación de Tenis de Madrid; seguimos avanzando por la Calle de San Cugat del Vallés, dejando ahora a nuestra izquierda la alambrada metálica que cierra las instalaciones deportivas, después, giramos a la izquierda y subimos un pequeño terraplén siguiendo este lado, siempre a nuestra izquierda, de la valla metálica que continúa delimitando el recinto de las instalaciones deportivas, aunque ahora no sean pistas de tenis. Llegamos a un parque y se nos presentan dos opciones: a) Cruzar el parque diagonalmente hasta llegar a la carretera de Fuencarral a El Pardo, que tomamos a la izquierda y cruzar sobre un puente, con mucho tráfico, la autovía de Colmenar Viejo. b) Tomar a la izquierda la pista que bordea las instalaciones deportivas y cruzar la autovía de Colmenar sobre una pasarela. Ya al otro lado de la autovía nos introducimos en el PAU de Monte Carmelo, que atravesaremos callejeando para llegar hasta la tapia del cementerio de Fuencarral. Dejando la tapia del cementerio a nuestra izquierda, nos dirigimos por un parque, descendiendo, a cruzar por un paso inferior la vía del ferrocarril y la M-40. A partir de aquí nos adentramos en el Parque Regional de la Cuenca Alta del Río Manzanares y ya salimos de Madrid a campo abierto, entre cereal y huertas debemos continuar por el Camino, en progresivo ascenso, que se dirige a la esquina de la tapia del Monte del Pardo. Nos encontraremos diversas desviaciones que evitaremos para seguir siempre por el camino principal; pasado un puentecillo nos toparemos con una bifurcación en Y; tomaremos la derecha, la más próxima a otra torreta de conducción eléctrica. Ignorando cualquier otra desviación alcanzaremos una pequeña loma donde veremos al fondo un grupo de árboles que hay a nuestro frente, y nos dirigiremos hacia un edificio de color claro y tejado de pizarra, la Clínica Sears, y hacia la tapia del Monte del Pardo. Al llegar hasta ella seguimos en dirección hacia la vía del tren dejando siempre la citada tapia a nuestra izquierda. Como hemos podido observar antes de llegar a la tapia del Monte del Pardo, ante nosotos se abre un paisaje de suaves lomas de tierras calizas dedicadas a la agricultura y ganadería, con algunos encinares, este paisaje nos acompañará hasta salir de Colmenar Viejo, donde la proximidad de la Sierra de Guadarrama nos pondrá en contacto con los gneis y granitos - no olvides que bordearemos el Parque Natural de la Pedriza - y con pastizales de montaña y bosques de encinas, robles y pinos, amén de riachuelos y cursos de agua más abundantes. Tras arribar al Monte del Pardo, el camino va encajonado entre la tapia y la vía, durante varios kilómetros hasta poco antes del apeadero del Goloso, a mitad de este tramo hay un paso inferior para cruzar la línea férrea que debemos evitar. Llegamos a una pequeña explanada donde hay una puerta cerrada que da acceso al Monte del Pardo y desde donde divisamos ya el citado apeadero. A partir de la puerta de entrada al Pardo, por el Goloso, el camino cruza las vías del ferrocarril y discurre entre éstas y la autovía M-607. En la actualidad las obras del AVE Madrid-Valladolid tienen desmantelada la traza del Camino, por lo que hay que marchar sobre el camino de servicio de la tubería subterránea del Canal de Isabel II, hasta entrar en el término de Tres Cantos, mientras los peregrinos ciclistas tienen la opción de tomar el carril-bici paralelo a la autovía. El Camino discurre encajonado entre la verja de una finca del Ayuntamiento de Madrid y la autovía M-607, unas veces sobre una estrecha senda y otras sobre el carril-bici mencionado. En la puerta de la finca del Ayuntamiento de Madrid encontramos el hito jacobeo de granito correspondiente a la población de Tres Cantos, que queda al otro lado de la autovía. Esots hitos de granito, madrileños, nos acompañaran durante todo el recorrido por la provincia de Madrid, y han sido colocados en el período 2002-2004 por la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid en cada población. Además de los hitos, también se han colocado balizas de madera, así como cerámicas en el interior de las poblaciones. Si pretendemos acceder a la población de Tres Cantos, más adelante encontraremos un paso elevado sobre la autovía, que deberemos tomar. Teléfono de emergencias: 112. MEDIDAS ESPECÍFICAS FRENTE AL COVID-19. Dada la actual situación de alerta sanitaria, es necesario tener en cuenta las siguientes indicaciones: 1. CUÍDATE TÚ Vigila tu salud y evita acudir al Camino ante el menor síntoma de enfermedad. Elige las fechas y horarios en los que encuentres menos gente en el recorrido. Utiliza mascarilla. Su uso es obligatorio en todo el territorio. Lleva tu propia agua y no hagas uso de las fuentes públicas, salvo estricta necesidad. Lleva gel desinfectante y lava tus manos con regularidad, especialmente después de usar las instalaciones, o entrar en contacto con otras personas o con cualquier elemento del Camino. 2. CUIDA A LOS OTROS: Siempre que puedas avanza por el lado derecho de las pistas y los caminos peatonales. Mantén una distancia de la menos dos metros con otros caminantes o con tus acompañantes que no convivan contigo. Sé cortés con la gente con que puedas cruzarte y avísales de tu cercanía si necesitas adelantarles o pasar junto a cualquier persona. Evita largas paradas y el contacto y uso de las instalaciones que puedas encontrar en el Camino. Si las utilizas procura higienizar tus manos antes y después de sus uso y no dejar ningún tipo de residuo. Si vas acompañado, caminar en fila para ayudar a que otras personas del Camino puedan mantener la distancia con tu grupo o adelantarte manteniendo la distancia de seguridad necesaria.. 3. CUIDA EL CAMINO: Antes de visitar el Camino asegúrate de cualquier cambio en las condiciones o restricciones que pueda haber en los territorios o poblaciones que recorre el Camino. Asegúrate de conocer las condiciones de aforo que puedan existir en las instalaciones o locales a los que puedas acceder. Evita dejar cualquier residuo en el Camino. Si puedes, llévatelo contigo. Mientras estés en el Camino, sigue las indicaciones que puedas recibir de las autoridades públicas o al personal asignado a su mantenimiento o supervisión.. Disfruta del camino, y ayúdanos a hacer que sea un sitio más seguro para todos.

Ayuda
Accesibilidad sensorial
Nivel 4

La etapa que recorre el Camino de Santiago de Madrid desde Madrid hasta Tres cantos presenta dos partes muy diferenciadas. La primera mitad del recorrido se realiza por el núcleo urbano de Madrid y presentando diverso grado de dificultad en diversos tramos de la ciudad. El primer tramo que se realiza por el casco antiguo de la ciudad es sin duda el de mayor dificultad al obligarnos a callejear por calles estrechas y realizar constantes cambios de dirección. una vez salimos del casco antiguo el recorrido cambia durante muchos kilómetro en los que podemos avanzar por amplias acera que recorren las calles de Quevedo y Bravo Murillo. La mayor dificultad durante este recorrido de estas calles está en la intersección con ciertas glorietas que nos obligan a realizar una maniobra de rodeo amplia para poder seguir avanzando por estas calles. una vez alcanzamos la Plaza de Castilla el recorrido hace un trazado inicial cómodo por la amplia acera que acompaña la zona de edificios de las cuatro torres. Una vez rebasado esta zonas el camino se desvía a la izquierda para continuar por un recorrido que acompaña la carretera de Colmenar y nos lleva hasta los barrios residenciales de Fuencarral y Monte Carmelo que hemos de rebasar antes de iniciar la segunda parte del recorrido. Entre Fuencarral y Monte Carmelo deberemos rebasar el paso de la autovía por una pasarela que nos puede presentar cierta dificultad pero sin grandes riesgos. una vez rebasado el barrio de Monte Carmelo el recorrido cambia y pasa a desarrollarse por amplias pistas de tierra que prácticamente continúan, variando ligeramente su desnivel o anchura o la irregularidad del terreno. la mayor dificultad en esta última parte del recorrido radica en la necesidad de rebasar ciertas áreas compartidas con vehículos, pero especialmente el recorrido final que se aproxima a Tres cantos y nos obliga a tomar una senda estrecha con continuos pasos de riesgo medio hasta alcanzar el punto final del recorrido.

Ayuda
Accesibilidad física
Nivel 5
Ayuda
Accesibilidad mayores
Nivel 5

 Camino de Madrid - Etapa 2 - Tres Cantos a Manzanares el Real

Distancia
24470 m
Desnivel
347 m
Altitud
664-1011 m
Estilo
Solo ida
Tipo
Camino
Entorno
Natural
Ayuda
Orientación
Nivel 3
Ayuda
Severidad
Nivel 2
Ayuda
Esfuerzo
Nivel 3
Ayuda
Desplazamiento
Nivel 2
Imagen Camino de Madrid -  Etapa 2 -  Tres Cantos a Manzanares el Real

Descripción

A la altura de la estación de ferrocarril de Tres Cantos nuestra ruta gira a la izquierda, hay que prestar atención, es el segundo camino que encontramos y no el primero, mientras se cruza sobre las vías del AVE Madrid-Valladolid. Toma un amplio camino que nos conduce al arroyo Tejada, para, a partir de aquí, subir aguas arriba del mismo, mientras el camino lo cruza, vadeándolo 11 veces, tras cruzar el primer puente existe una fuente a la derecha, al otro lado del arroyo. Unos 2 km aguas arriba, poco después de pasar junto a la fuente del Mochuelo, comienza a ganar altura y, tras dejar a la derecha el cementerio municipal, nuestro Camino llega a Colmenar Viejo, donde encuentra en primer lugar su ermita de Santa Ana. La entrada a la población se realizar por el cementerio, ermita de Santa Ana y el Polideportivo Lorenzo Rico. Después por la Calle Santa Ana subimos hasta la iglesia. Nuestro recorrido transcurre luego por las calles Isabel la Católica, Viento, Reloj, plaza Berenjena, Colmena del Cura, plaza Maestro Almeida, calle Carretera de Hoyo, Jacinto Benavente, Avenida de América y llegamos a la Avenida de los Poetas y Ronda Oeste hasta la calle Pilar de Zaragoza, donde giramos a la izquierda para coger al fondo la cañada de los Gallegos y salir de Colmenar Viejo, dejando a la derecha la moderna iglesia parroquial de Santa Teresa, rodeados por nuevas urbanizaciones de pisos y adosados, muestra clara de la expansión de estos antiguos pueblos hoy ya convertidos en ciudades-dormitorio. Nuestro Camino nos lleva rumbo hacia la sierra dejando a la derecha una pequeña explotación ganadera. Cómo a 1 km después nos encontramos una bifurcación y tomamos el camino de la derecha que nos permite cruzar bajo un paso inferior la vía férrea Madrid-Burgos, a 1 km del cruce anterior. Sin mayores complicaciones y por un tramo de cañada muy agradable, contemplando el ganado vacuno, llegamos al río Manzanares, pasando bajo el viaducto de la carretera Colmenar-Cerceda, obra de finales del pasado siglo XX. En las proximidades nos encontraremos con el puente del Batán, de origen romano y que daba servicio a la vía secundaria entre SEGVUNTIA (Segovia) y COMPLUTUM (Alcalá de Henares). Atravesamos el puente y unos 100 m más allá ascendemos para tomar un ancho camino con señales de vía pecuaria. A unos 2 km encontramos una bifuración secundaria a mano derecha. Hacemos caso omiso y seguimos por el camino principal que nos conduce hasta la entrada a la finca Valderrevenga, que dejamos a la izquierda. Continuamos por nuestro camino como 1,5 km más, hasta encontrarnos con un ramal a nuestra derecha que abandona claramente el camino que traíamos. Tomamos, pues, esta desviación que asciende suavemente hasta que alcanza una cota desde la que se comienza a divisar la población de Manzanares el Real. Descendemos hacia Manzanares y antes de llegar cruzamos un puente sobre el embalse de Santillana y después la carretera de Soto del Real-Cerceda.

Ayuda
Accesibilidad sensorial
Nivel 3

La etapa que recorre el Camino de Santiago de Madrid desde Tres cantos hasta Manzanares el Real trascurre casi en su totalidad por largos caminos de tierra. El recorrido desde Tres cantos hasta Colmenar Viejo recorre amplias pistad de tierra con suaves desniveles, presentando su mayor dificultad por la falta de definición de los caminos que por las características del terreno. en determinados puntos de esta primera parte del trazado es necesario rebasar varios vados sobre arroyos, de reducido cauce en época estival. El paso por la ciudad de Colmenar Viejo presenta un recorrido urbano de cierta complejidad debido a la irregularidad del trazado de las calles y las continuas intersecciones con calles que hay que realizar. Una vez salimos del término de Colmenar Viejo el recorrido se inicia por pistas cómodas y amplias pero pronto alcanza una parte del camino muy irregular y escalonado que dificulta la marcha. la llegada a manzanares el Real nos permite entrar en la localizad por una calle de escaso tránsito pero con la que debemos compartir la calzada ofreciendo cierto riesgo para el peregrino.

Ayuda
Accesibilidad física
Nivel 5
Ayuda
Accesibilidad mayores
Nivel 5

 Camino de Madrid - Etapa 3 - Manzanares del Real a Cercedilla

Distancia
19690 m
Desnivel
421 m
Altitud
911-1332 m
Estilo
Solo ida
Tipo
Sendero
Entorno
Natural
Ayuda
Orientación
Nivel 3
Ayuda
Severidad
Nivel 3
Ayuda
Esfuerzo
Nivel 3
Ayuda
Desplazamiento
Nivel 2
Imagen Camino de Madrid - Etapa 3 - Manzanares del Real a Cercedilla

Descripción

Justo a la entrada del pueblo y antes de cruzar el río que da nombre a este lugar, tomamos a la izquierda un camino en el que nos encontramos con las ruinas de un antiguo castillo, no es el famoso, éste se encuentra al otro lado de la localidad, y con las señales blanquirrojas del GR-10, con el que coincidiremos hasta llegar a Cercedilla. Si hemos visitado el pueblo debemos volver sobre nuestros pasos y recuperar las señales que hay cerca del castillo en ruinas. Salimos de la población con orientación oeste, bordeando la entrada al Parque Regional de La Pedriza, que se abre a nuestra derecha. La Pedriza es un paraíso de robles, encinas, pinos y pastizal serpenteando monte arriba, entre singulares formaciones de granito que dan sobrenombre al lugar (pedriza = piedra), mientras la sierra aparece cada vez más alta. Tomamos un amplico camino-cañada que nos sube hacia el collado de la Jarosa, punto donde abandonamos el término municipal de Manzanares el Real y nos adentramos en el de la mancomunidad que engloba las poblaciones de Cerceda, El Boalo y Mataelpino. En el descenso del collado pasamos junto a la fuente de la Cañada y la ermita de San Isidro, quedando al sur de nuestro Camino dos de estas poblaciones. Desde la fuente de la Cañada seguimos este agradable tramo del Camino a la falda de la sierra que nos lleva hacia Mataelpino. Al llegar a esta localidad tenemos la opción de dirigirnos a la derecha hacia la plaza del pueblo donde encontraremos una fuente, rápidamente salimos de la población por una carretera para tomar enseguida, a la derecha, una carretera local al borde de la cual discurre nuestra senda camino de Navacerrada. Ascendemos por la carretera y al llegar a la parte más alta tomamos a la derecha una senda paralela al asfalto, justo donde abandomanos el término mancomunal de Mataelpino, Cerceda faldea la sierra y nos lleva a la urbanización Vista Real, creada dentro del término de Becerril en la decada de los 70, que podemos rodear por la derecha, más largo, por senda y sin tocar carretera, o seguir el GR que coincide con la carretera. Cuando llegamos al cruce entre las carreteras M-617 y M-607, nuestra ruta toma un sendero paralelo a ésta última para subir aguas arriba junto al arroyo de la Angostura. Tras acometer una corta pero empinada subida deberemos cruzar la M-607 y, por una senda paralela a ella, durante decenas de metros y luego rodeada de vegetación, nos dirigiremos hacia Navacerrada. Accedemos a la población por una zona de nuevas urbanizaciones y nos encaminamos hacia el centro hasta llegar a la Plaza de los Ángeles, donde se encuentra el ayuntamiento, para allí girar a la derecha y subir por la empinada cuesta de la calle Abel, al final de ésta se gira a la derecha y se acomete una corta y difícil senda entre pinos hacia la carretera M-607. Continuamos un breve tramo por el arcén de la carretera, dejando el hotel Arcipestre de hita a nuestra izquierda. Cruzamos la carretera para dirigirnos hacia la que sube al Puerto de Navacerrada. A unos 200 m, a la altura del restaurante La Fonda Real, tomamos una carreterilla de servicio al embalse de Navalmedio, para en poco más de 1,5 km coger una senda a la izquierda, y unos 300 m más adelante un camino ancho, al cual desemboca la senda y que nos lleva a Cercedilla. La llegada a esta población se realiza por la avenida Manuel G. de Amezúa. Al final de ésta se gira a la derecha, hacia el centro del pueblo; después, avenida José Antonio y llegamos a la Plaza Mayor. Teléfono de emergencias: 112. MEDIDAS ESPECÍFICAS FRENTE AL COVID-19. Dada la actual situación de alerta sanitaria, es necesario tener en cuenta las siguientes indicaciones: 1. CUÍDATE TÚ Vigila tu salud y evita acudir al Camino ante el menor síntoma de enfermedad. Elige las fechas y horarios en los que encuentres menos gente en el recorrido. Utiliza mascarilla. Su uso es obligatorio en todo el territorio. Lleva tu propia agua y no hagas uso de las fuentes públicas, salvo estricta necesidad. Lleva gel desinfectante y lava tus manos con regularidad, especialmente después de usar las instalaciones, o entrar en contacto con otras personas o con cualquier elemento del Camino. 2. CUIDA A LOS OTROS: Siempre que puedas avanza por el lado derecho de las pistas y los caminos peatonales. Mantén una distancia de la menos dos metros con otros caminantes o con tus acompañantes que no convivan contigo. Sé cortés con la gente con que puedas cruzarte y avísales de tu cercanía si necesitas adelantarles o pasar junto a cualquier persona. Evita largas paradas y el contacto y uso de las instalaciones que puedas encontrar en el Camino. Si las utilizas procura higienizar tus manos antes y después de sus uso y no dejar ningún tipo de residuo. Si vas acompañado, caminar en fila para ayudar a que otras personas del Camino puedan mantener la distancia con tu grupo o adelantarte manteniendo la distancia de seguridad necesaria.. 3. CUIDA EL CAMINO: Antes de visitar el Camino asegúrate de cualquier cambio en las condiciones o restricciones que pueda haber en los territorios o poblaciones que recorre el Camino. Asegúrate de conocer las condiciones de aforo que puedan existir en las instalaciones o locales a los que puedas acceder. Evita dejar cualquier residuo en el Camino. Si puedes, llévatelo contigo. Mientras estés en el Camino, sigue las indicaciones que puedas recibir de las autoridades públicas o al personal asignado a su mantenimiento o supervisión. Disfruta del camino, y ayúdanos a hacer que sea un sitio más seguro para todos.

Ayuda
Accesibilidad sensorial
Nivel 4

La etapa que recorre el Camino de Santiago de Madrid manzanares el Real hasta Cercedilla trascurre casi en su totalidad por largos caminos de tierra. la mayor dificultad del recorridos se presentan a la salida del núcleo urbano de Manzanares el Real, ya que el recorrido es un recorrido mal definido y que nos obliga a realizar continuos cambios de dirección e intersecciones con calles, pistas y carretas sin referencias de paso claras y seguras. Al alejarnos de Manzanares el Real el recorrido toma pista de tierra sencillas que ocasionalmente presentan pasos con ciertas dificultades. Alcanzamos el término de Navacerrada donde realizamos este recorrido urbano aprovechando ocasionalmente las aceras laterales, si bien nos obliga el recorrido a realizar constantes intersecciones sin preferencia peatonal ni indicaciones adecuadas. una vez rebasamos el pueblo de Navacerrada deberemos realizar dos intersecciones de carreteras locales de muy alto riesgo, antes de tomar de nuevo los caminos de tierra que nos acerquen al término municipal de Cercedilla. una vez alcanzado éste término el recorrido urbano se realiza con la dificultad de tener que avanzar por aceras estrechas y la necesidad de realizar cambios frecuentes de uno a otro margen.

Ayuda
Accesibilidad física
Nivel 4
Ayuda
Accesibilidad mayores
Nivel 5

 Camino de Madrid - Etapa 4 - Cercedilla al Puerto de la Fuenfria

Distancia
7949 m
Desnivel
611 m
Altitud
1181-1792 m
Estilo
Solo ida
Tipo
Camino
Entorno
Natural
Ayuda
Orientación
Nivel 4
Ayuda
Severidad
Nivel 4
Ayuda
Esfuerzo
Nivel 2
Ayuda
Desplazamiento
Nivel 3
Imagen Camino de Madrid - Etapa 4 - Cercedilla al Puerto de la Fuenfria

Descripción

Desde la Plaza de Cercedilla nos dirigimos hacia la estación del ferrocarril y, antes de llegar a ella, tomamos a la derecha, la carretera de las Dehesas, que recorre el valle y nos lanzará hacia el Puerto. Primero es una subida pausada en mitad de praderas y dehesas y rodeada de madreselva, zarzamora, menta, musgo, helechos, etc. donde arroyos y fuentes no callas sus aguas ni en el verano más tórrido; luego el trazado se empina y gana altura en zig-zag, tratando de competir con abedules, inalcanzables pinos silvestres, abetos y el vuelo del águila, hasta coronar el Puerto. El Camino sube todo el valle de la Fuenfría sobre la traza de la antigua calzada romana, unas por camino y otras sobre pista asfáltica, y se sirve de tres puentes romanos: de la Venta, del Descalzo y de Enmedio, quedando, en algunos tramos de la calzada, antiguos enlosados. A la altura del chalet de Peñalara, la calzada romana sigue hacia el norte, con dirección al Puerto de la Fuenfría, opción que deben seguir los peregrinos a pie, mientras los ciclistas deberán continuar a la derecha, por la pista conocida como Carretera de la República, para, después de un gran rodeo para ganar altura, también llegar al Puerto de la Fuenfría. El Puerto, además, es el lugar que hace de límite provincial entre Madrid y Segovia. En la Sierra de Guadarrama se abre este puerto, a 1.796 metros de altitud, entre el Minguete (2.024 m) y el Cerro Ventoso (1.965 m), ambos cubiertos de pinares y, buena parte del año, nieves. Paso seguido por la calzada romana, difícil, pero que estuvo en uso hasta el año 1788, cuando se abrió al tránsito el Puerto de Navacerrada, pra que los reyes pudieran ir más cómodamente a los Reales Sitios de la Granja. A partir de entonces, y hasta mediados del siglo XX, tan sólo fue usado por los gallegos que venían a segar a Castilla la Nueva. La calzada romana, aún coservada en distintos tramos a la subida y bajada del puerto, que hemos tomado en Cercedilla, corresponde a la vía XXIV del Itinerario de Antonino, que unía TITVLCIA (Titulcia) con SEPTIMANCA (Simancas). Nosotros seguiremos su traza hasta Simancas en gran parte, pero apenas se conservan vestigios de ella. Al cruzar el Puerto de la Fuenfría penetramos en el término municipal de San Ildefonso de la Granja, cuya población quedará más adelante a la derecha de nuestro Camino. Este territorio pertenece a Parques Nacionales y en un futuro próximo formará el Parque Nacional de Guadarrama. Comienza nuestro descenso hacia Segovia y se nos presentan dos opciones: la carretera de la República y la calzada romana, las cuales descienden casi en paralelo y se cruzan en un par de ocasiones. Entre ambas y a un par de kilómetros de comenzar a bajar, se alzan los restos de la Casa Eraso, casa de postas mandada construir por Felipe II como lugar de reposo en el camino hacia Valsaín, donde el monarca acudía asiduamente en verano. A 1 km de este lugar, a la vera del Camino, en nuestra bajada, encontraremos la Fuente de la Reina, también llamada de Matagallegos, de aguas muy frías, en cuyas inmediaciones, un pco más abajo, existió antiguamente, la Venta de la Fuenfría, que menciona Cervantes en su obra de Rinconete y Cortadillo, y una casa de postas a la vera del camino, y algo más retirada la ermita de Nuestra Señora de los Remedios, construcciones de las cuales aún se percibe la estructura de sus cimientos. En este paraje se juntan calzada romana y carretera. Un kilómetro más abajo vuelven a separarse calazada romana, que sigue recta y gana altura hacia la Camorca, que queda al este, y carretera de la República, que gira a la izquierda siguiendo las curvas de nivel del terreno. En unos 5 km se cruzan y el Berrueco las separa, la calzada sigue ahora por la izquierda y la carretera por la derecha, pero ambas marchan al norte del apraje de la Cruz de la Gallega, justo al pie del Cerro Matabueyes. Aquí la pista gira a la derecha, hacia Valsaín, y la calzada a la izquierda, hacia Segovia, siguiendo el Cordel de Santillana. Poco antes de llegar al paraje de la Cruz de la Gallega, se contemplan hacia el este y en el fondo del valle los Reales Sitios de Valsaín y de La Granja de San Ildefonso, más al norte. Decíamos que justo al pie del Cerro Matabueyes nuestro Camino gira a la izquierda, hacia Segovia; bien siguiendo la traza de la calzada, que se difumina en la parte baja, o bien, siguiendo cualquiera de las sendas perdiceras que descienden hacia el fondo del valle. Recorremos tierras de pastizal sobre las que a veces pastan caballos, vacas o reses bravas; no les asustes e incomodes y prosigue tu marcha tranquilamente. No hay pérdida, desde hace tiempo vislumbramos Segovia y hacia allí debemos marchar. Nuestro Camino pasa junto a la fuente de San Pedro, y en unos pocos cientos de metros llegaremos ante un gran hito de granito instalado por Parques Nacionales, refereido a nuestro Camino de Santiago y cruzaremos por el portillo de una extensa alambrada que tiene una doble misión; guardar el ganado y marcar el límite municipal entre Valsaín y Revenga. Nada más cruzar el portillo encontraremos a la izquierda los restos de la antigua casa de esquileo de Iturbieta, caserío de Santillana. Haciendo esquina al norte con la inmensa edificación tenemos el cruce de cañadas. Al poco de dejar atrás el cruce de cañadas con dirección a Segovia, cruzamos la carretera de la Granja de San Ildefonso al Palacio de Riofrío, trazada sobre este viejo camino entre ambas posesiones reales. Dejamos atrás el entorno de la Sierra de Guadarrama y ante nosotros se abren las Tierras de Segovia que llegan hasta el umbral paleozoico de Santa María la Real de Nieva, donde, casi sin solución de continuidad, enlazarán con la Tierra de Pinares que nos acompañará más allá de Coca. Nada más cruzar la mencionada carretera, unos 500 m después, nuestro camino marcha en paralelo y sobre los restos de la antigua acequia construida por los romanos desde la cabecera de Riofrío hasta el acueducto de Segovia. Un poco más adelante el Camino cruza sobre las vías del AVE Madrid-Valladolid. En breve nos adentramos en el antiguo término municipal de Hontoria y hoy agregado a Segovia. Marcharemos sobre la traza de la antigua calzada romana, luego cañada de ganados llamada Cordel de Santillana. La desaparecida acequia romana que llevaba las aguas hasta el acueducto, abandona nuestra dirección h hace un firo a la derecha siguiendo el declive más suave del terreno para entrar en la ciudad. Al poco nuestro Camino cruza bajo la carretera de circunvalación de Segovia, entrando por la Puerta de Madrid a la ciudad y recorriéndola durante casi 2 km hasta llegar a la vera de su incomparable Acueducto romano.

Ayuda
Accesibilidad sensorial
Nivel 5

La etapa que recorre el Camino de Santiago de Madrid desde Cercedilla hasta el Puerto de la Fuenfría presenta una primera parte que recorre el núcleo urbano de Cercedilla obligando a realizar pasaos y cruces por la travesía principal del municipio compartiendo la calzada con los vehículos y presentando un riesgo alto en determinados puntos del recorrido urbano. una vez salimos del pueblo de Cercedilla alcanzamos la carretera local que sube hasta el espacio natural de las Dehesas de Cercedilla. este recorrido lo realizamos por el margen derecho, donde tomamos la acera lateral que nos acerca a las dehesas. una vez alcanzado el centro de infomación del Valle de la Fuenfría el camino se convierte en un recorrido que se alterna entre caminos y senderos que acompañan el margen derecho de la carretera. estos recorridos obligan a realizar ciertos pasos complicados y con un alto nivel de riesgo. una vez alcanzamos las Dehesas lo primeros kilómetros nos permiten ir por cómodas pistas pero enseguida el recorrido nos sitúa en un sendero pedregosos y escalonado que asciende fuertemente varios kilómetros hasta el Puerto de l Fuenfría presentando un alto grado de dificultad por la irregularidad del recorrido y la presencia de obstáculos y desniveles laterales.

Ayuda
Accesibilidad física
Nivel 6
Ayuda
Accesibilidad mayores
Nivel 6